Feria Internacional de la Habana

Expocuba es el área de exposición más grande de Cuba. Cada año acoge en sus amplias y confortables instalaciones a la Feria Internacional de La Habana.-

Esta manifestación, una de las más importantes de América Latina y el Caribe, está destinada a promover productos de exportación y modernas tecnologías, establecer nuevos contactos para futuras contrataciones y estrechar relaciones con y entre socios comerciales de la Isla.
Organizada por el Ministerio del Comercio Exterior y por la Cámara de Comercio de Cuba, la Feria Internacional de la Habana, expone bienes de consumo, maquinarias, equipos, tecnologías, materias ''primas'' y una amplia gama de servicios
Ubicada a la periferia de la capital cubana, a pocos minutos desde el aeropuerto internacional José Martí y rodeada por uno espléndido entorno natural, con rápidas vías de acceso, Expocuba pone a disposición del evento, una área de exposición que dispone de más de diez mil metros cuadrados de los cuales: siete mil  están destinados a las firmas extranjeras  y tres mil dedicadas a las empresas nacionales en 20 pabellones preparados para la ocasión y con todas las facilidades y los servicios para los expositores, hombres de negocios y visitantes en general. En la última edición de la Feria  participaron 48 países,  a los cuales cada año se añaden nuevos, demostrando la confianza y las perspectivas que encuentran en el comercio con Cuba.
Cada año más de cien empresas nacionales ocupan el Pabellon de Cuba, donde se exponen  las amplias posibilidades para la exportación. Los empresarios  cubanos, además que promover sus productos, aprovechan  la ocasión para tener contactos con otras empresas. Los últimos dos días la Feria está abierta al público. Las invitaciones son distribuidas por  las organizaciones sociales y otras entidades cubanas.
Latitud Cuba invita a los empresarios  y las firmas que lo deseen a presentar sus productos al mercado cubano; y si tienen intención de explorar un terreno nuevo para eventuales importaciones o estrechar relaciones con otros países participantes, a contactarnos para tener más información y eventualmente preparar, juntos, un programa de asistencia y asesoría para evitar trámites burocráticos y pérdida de tiempo.